i John Stuart Mill escrivia això fa gairebé 150 anys:


Al seu capítol de l’original “Considerations on Representative Government”, al capítol “de la nacionalidad en sus relaciones con el Gobierno representativo”:

“Cuando existe el sentimiento de nacionalidad en los individuos disgregados de un pueblo, hay una razón prima facie para unirlos á todos bajo el mismo Gobierno y bajo un Gobierno adecuado; lo que significa que la cuestión de elegir la forma y naturaleza de dicho Gobierno, deberá ser resuelta por los gobernados. No es posible prever lo que un grupo de hombres deberá tener facultades para hacer, sin averiguar antes con cuál de las diversas colectividades de seres humanos le agrada asociarse. Pero cuando un pueblo ha alcanzado el grado de madurez necesario para las instituciones libres, hay otra consideración todavía más vital: las instituciones libres son casi imposibles en un país compuesto de nacionalidades diferentes, en un pueblo donde no hay lazos de unión, sobre todo si ese pueblo lee y habla distintos idiomas. No puede producirse en tales circunstancias la opinión pública indispensable para la obra del Gobierno representativo. Son diferentes en las diversas secciones del país las influencias que forman las opiniones y deciden de los actos políticos. Los jefes de partido que gozan de la confianza de una porción del pueblo, no se la inspiran a las demás. Cada uno interpreta de distinto modo los mismos libros, los mismos diarios, los mismos folletos, los mismos discursos. Los mismos incidentes, los mismos actos, el mismo sistema de Gobierno afectan desigualmente a todos, y cada sección tiene motivos para temer más a las otras que a su árbitro común, el Estado. Su odio natural es generalmente mucho más poderoso que sus celos del Gobierno. Basta que cualquiera de las nacionalidades se sienta herida por la política del Gobierno común para que las restantes se decidan a sostener esta política. Aun en el caso de verse todas igualmente lastimadas en sus derechos o intereses, cada una comprende que no puede contar con las demás para apoyar su resistencia: ninguna es bastante fuerte para resistir por sí sola, y todas creen razonablemente que es una ventaja para ella el obtener el favor del Gobierno contra las otras.”

* MILL, John Stuart; Considerations on Representative Government, capítol XVI.

LA CANÇÓ: Herois, de Élena.

Anuncis

One thought on “i John Stuart Mill escrivia això fa gairebé 150 anys:

  1. Ni més ni menys que la veritat senyores i senyors.

    Jo sempre he cregut en un món d’estats petits, en comptes d’un món de grans potències. Per tant, crec en una Europa forta com a tal, però formada d’estats petits que representint les diferents nacionalitats.

    No crec en l’estat plurinacional espanyol, tres-cents anys m’avalen per no fer-ho.

    Records.

    Àlex.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s